Dejando el pasado atrás

“Olvido el pasado y fijo la mirada en lo que tengo por delante.” Filipenses 3:13


Como seres humanos tendemos a aferrarnos a diferentes cosas, ya sean sentimientos, objetos, personas, o incluso los recuerdos de algo sucedido en el pasado (que no siempre son lindos recuerdos de unicornios y hadas).


Muchas veces en nuestro interior albergamos recuerdos oscuros sobre errores o delitos que hemos cometido. Y aunque nos hemos arrepentido de ellos, siguen volviendo a nuestra memoria. Esto puede llegar a abrumarnos tanto que llegamos a pensar que es imposible que Dios nos ame. Sin embargo, en diferentes ocasiones, Dios nos ha demostrado que utiliza a personas con grandes problemas para transformarlas y utilizarlas para Su propósito.


Una de las personas más célebres de la Biblia, Pablo, (puedes encontrar más de su historia en Hechos capítulo 26) cometió muchísimos errores antes de encontrar a Jesús. Entre ellos están el participar en la persecución y asesinato de varios cristianos y personas piadosas. Imagínate como humano el remordimiento que debe de haber cargado y el dolor que sentía cada vez que alguien le decía “Oye tú eres el que antes nos perseguía”. Pero al ser lleno del Espíritu Santo y aceptar que Dios es GRANDE en misericordia,


Salmo 103:8 "Misericordioso y clemente es Jehová; Lento para la ira, y grande en misericordia.

pudo estar seguro de que sin importar lo que él hubiese hecho, Dios fue capaz de perdonarlo;entonces pudo completar lo que Dios le pidió. Él no ignoró su pasado, sino que lo utilizó para demostrar la gran MISERICORDIA de Dios.


1 Timoteo 1:13-14 "Antes yo ofendía a Jesucristo, lo perseguía y lo insultaba. Aun así, él confió en mí. Y es que Dios fue bueno conmigo y me perdonó, pues yo todavía no creía en Cristo ni sabía lo que estaba haciendo. Nuestro Dios me amó mucho y me perdonó: por medio de Jesucristo me dio confianza y amor."

Lo mismo puede suceder con nosotros, en vez de que tengamos remordimiento y amargura o que finjamos que nuestros errores nunca sucedieron, podemos utilizarlos para dar a conocer la misericordia de Dios; y darle gracias, ya que por Su gracia y poder, nuestro pasado ha sido olvidado, nuestro presente es diferente y nuestro futuro se ilumina con la esperanza de todo lo que ha preparado para nosotros.


Dejar de volver al mismo error que cometimos en el pasado es algo necesario para tener un nuevo comienzo en nuestra vida, para esto es necesario que nos arrepintámos y confesemos nuestro errores , (no digo que se lo tengas que decir a todo el mundo, puedes hacerlo en privado, que sea entre tú y Dios, si lo crees necesario también puedes hacerlo con la persona que ofendiste, si ese fuera el caso)


1 Juan 1:9 dice: “Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad.” De esta forma estarás dando el primer paso para el camino que Dios tiene preparado para tí.


Si quieres saber más al respecto no dudes en contactárnos o dejar un comentario en la parte de abajo :)


-Emy

16 views0 comments

Recent Posts

See All